martes, 9 de julio de 2013

Comunicado Movimiento Clasista Nacional de Trabajadores y Trabajadoras del INPSASEL

Archivo
Movimiento Clasista Nacional de Trabajadores y Trabajadoras del INPSASEL

Hacemos del conocimiento público nuestro rechazo contundente y categórico contra la decisión asumida por el presidente del INPSASEL Néstor Ovalles, en favor de la empresa Venevisión y en contra de la medida de suspensión aplicada por los inspectores de la Diresat Capital y Vargas en re-inspección (verificación de cumplimiento de ordenamientos) donde se constató la subsistencia del incumplimiento de los ordenamientos emitidos en fecha 29/05/2012 y donde se suspendieron varias áreas de trabajo previa participación a la ciudadana Daysi Medina, Directora de Higiene, Seguridad y Ergonomía.

Esta medida, que no es nueva en el presidente del INPSASEL, y que vale decir es vice ministro de seguridad social del MINPPTRASS y miembro del Consejo Consultivo Nacional de la Central Bolivariana y Socialista de Trabajadores (CBST) se ha repetido en el pasado, siendo esta última la gota que derramó el agua ya que sigue obstaculizando la acción de los inspectores e inspectoras en el cumplimiento de la normativa legal en materia de seguridad y salud laboral y en contra de la clase trabajadora de Venezuela, además de levantar expedientes administrativos a los inspectores e inspectoras que toman estas medidas y dejándolos en la calle. Cosa, que no hizo con el inspector extorsionista de un comerciante en portuguesa, que fue capturado infraganti por el Servicio Bolivariano de Inteligencia Nacional (SEBIN), en una entrega controlada de dinero supervisada por fiscales del Ministerio Publico.

Esto nos hace recordar la acción que tomó en contra de los familiares de los cinco fallecidos en el estado Vargas en el año 2009 que prestaban servicio en Hidrocapital, ordenando la destrucción del expediente, de la certificación y ordenando una nueva inspección desde cero, dos años después.


O la que tomó contra los trabajadores y trabajadoras en el primer concurso de cargos del INPSASEL, en el año 2011, donde retiro ilegalmente a más de veinte compañeros y compañeras que varios de ellos tenían más de siete años laborando en el INPSASEL, en este caso el Inspector Eddy Valerio de Anzoátegui, fue al Juzgado Superior Segundo en lo Civil y Contencioso Administrativo de la Circunscripción Judicial de la región Capital y demostró lo ilegal del procedimiento hecho por Néstor Ovalles, el juzgado declara la nulidad del acto administrativo y ordena la reincorporación de Eddy Valerio, ordena el pago de los sueldos y beneficios socioeconómicos dejados de percibir, desde la fecha de su ilegal retiro hasta su efectiva reincorporación en el cargo de inspector (tii), adscrito a la Diresat Anzoátegui, Sucre y Nueva Esparta. Esta situación de retirar ilegalmente a trabajadores del INPSASEL, se repite en el 2013 en Anzoátegui contra 2 inspectores y un facilitador. Este facilitador fue despedido porque denunció en la fiscalía al director regional que lo golpeo, denuncia que nunca se preocupó de investigar Néstor Ovalles.

Hay que mencionar también la situación en que hoy se encuentran las unidades operativas donde no hay material para desarrollar nuestro trabajo (papel, fotocopiadora, tóner, tinta, computadoras, etc.) y las pocas unidades de transporte que quedan, muchas veces son usadas para actividades personales de las autoridades, incluso los fines de semana.

El presidente Nicolás Maduro, se encuentra hoy impulsando una guerra contra la corrupción y la ineficiencia la cual debemos asumir con sentido patrio y a favor del pueblo pobre y trabajador y por supuesto a favor de aquellos inspectores e inspectoras que con las uñas cumplen con su deber con ética a favor de la clase trabajadora, clase que es la débil económica, la explotada y oprimida.

Este señor con esta actitud, abiertamente a favor de la oligarquía venezolana y por ende al servicio del imperio está tratando de transformar nuestra institución en un ente al servicio de la contrarrevolución y en una oficina administrativa olvidada en un rincón del ministerio, sus acciones dentro y fuera así lo demuestran, no podemos ni debemos decir que no entendemos lo que ocurre, este señor está al servicio de intereses propios y ajenos que en nada benefician a la clase trabajadora. Es evidente que es un burócrata corrupto, disfrazado de revolucionario y socialista, ser corrupto no es solamente recibir dinero de forma fraudulenta o robárselo de la institución, las acciones de este señor son una forma de corrupción que debe ser atacada con todo lo que podamos ya que es un mercader de la salud de la clase trabajadora, no podemos seguir permitiendo que este señor siga siendo el presidente de nuestra institución ni el vice ministro de seguridad social, esto es sencillamente contradictorio y nefasto para la clase trabajadora de nuestro país.

Hacemos un llamado a todos y todas las trabajadoras del INPSASEL, para que se solidaricen con los inspectores que, apegados a la ley tomaron estas acciones y no permitamos que sean otras víctimas de este nefasto señor. A los delegados y delegadas de prevención a nivel nacional, a los sindicatos clasista, revolucionarios y socialistas le pedimos la misma solidaridad y su pronunciamiento público en rechazo contundente a las acciones contra-revolucionarias de Néstor Ovalles.

¡¡¡Todos y todas contra el burocratismo, la ineficiencia, y la corrupción!!!

¡¡¡El socialismo se construye con la clase trabajadora!!!

¡¡¡Fuera Néstor Ovalles del INPSASEL y del MINPPTRASS!!!


¡¡¡Todo el poder a la clase trabajadora!!!

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Nos interesa el debate, la confrontación de ideas y el disenso. Pero si tu comentario es sólo para descalificaciones sin argumentos, o mentiras falaces, no será publicado. Hay muchos sitios del gobierno venezolano donde gustosa y rápidamente publican ese tipo de comunicaciones